Saltar al contenido

Las prórrogas del ERTE no son automáticas como creías. ¿Por qué?

Las prórrogas del ERTE

Las prórrogas del ERTE no son automáticas como creías. ¿Por qué?. Te lo vamos explicar en este artículo.

Aunque se había mencionado que las prórrogas del ERTE son sencillas, en realidad no es así, porque las mismas no son automáticas.

Se debe a que hay que hacer nuevamente el procedimiento de registro de solicitudes de estos beneficios sociales por parte de empresas.

¿Qué significan las siglas de ERTE?

Un ERTE es un Expediente de Regulación de Empleo Temporal, emitido cuando una organización reduce o suspende contratos con los empleados. Las razones de este procedimiento pueden ser de causa mayor al control de los responsables de la institución que emite la solicitud.

Todo esto hace que los trabajadores dejen de producir en sus trabajos y reciban pensiones de desempleos, sin obligación de cotizaciones completas. Este beneficio de inactividad laboral no le causará ningún tipo de descuento en períodos de paro previamente acumulados por la persona empleada.

¿Qué esperas para Apuntarte?

No te pierdas ninguna de nuestras noticias. Apúntate gratuitamente a nuestra newsletter con solo dos dos pasos.

Trabajadores que han estado en incapacidad temporal antes de la solicitud del ERTE, no se incluyen en la solicitud de los mismos. Para poder realizar la petición mencionada, debe culminar la incapacidad temporal y posteriormente se efectuará la gestión para emitir el respectivo documento.

¿Por qué las prórrogas del ERTE no son automáticas en la realidad?

El Gobierno español, a raíz del estado de emergencia por la pandemia, dio orden de que ciertas empresas pudieran solicitar el ERTE. Estas instituciones deberían estar incluidas en el Real Decreto 463/2020 emitido el mes de marzo, para poder realizar la gestión de expedientes.

Todas las funciones económicas expresas en dicho documento se ven pausadas o restringidas hasta la respectiva normalización de la situación del país. Y como la crisis se ha mantenido o empeorado en todos  estos meses, se han prorrogado los ERTE hasta enero del 2021.

Fue expresado el mes de septiembre a través del Real Decreto-ley 30/2020, donde se extiende el plazo hasta el 31 de enero. Anteriormente la duración de los ERTE tenían un tiempo límite que se llegaría hasta el 30 de septiembre del año en curso.

A pesar de que se ha visto como un proceso de alargamiento sencillo, en realidad se trata de algo mucho más complejo. Esto es principalmente porque las empresas deben iniciar nuevamente con todo el papeleo de registro de empleados para todas las solicitudes correspondientes.

Las prórrogas del ERTE no son automáticas ¿Qué pasará con los cobros?

Esto puede ocasionar que el cobro de los beneficios de desempleo tarde porque no está la nueva data de trabajadores a tiempo. Esta responsabilidad recae en las empresas y en los organismos del gobierno que regulan las ayudas sociales económicas en tiempo de crisis.

La renovación se basa en presentar los documentos y ficheros para la solicitud de ERTE a los entes encargados de gestionar prestaciones. También estos deberían estar trabajando desde el pasado 20 de octubre para que todas las personas afectadas puedan recibir sus pagos correspondientes.

El servicio Público de Empleo Estatal es el organismo autorizado de llevar a cabo todos los registros a solicitudes de dichos expedientes. Esta institución posee las herramientas necesarias para realizar la gestión, pero también ha tenido bastante reducción de personal debido a la pandemia.

Todo esto afecta notoriamente la economía de las personas que ya de por sí no están recibiendo las remuneraciones de sus empleos. Hay que recordar que estos beneficios sociales están ajustados al presupuesto nacional, y en muchos casos los trabajadores han disminuido sus ingresos.

Igualmente otro inconveniente común puede ser el de fallas de comunicaciones que se suelen presentar entre el SEPE y las distintas empresas. También estas últimas suelen presentar algunos errores en sus ficheros y expedientes y todos estos obstáculos retrasan mucho el procedimiento de registro.

Nuestra propia conclusión

Se espera que todo este proceso de recaudación de datos que se inicia de nuevo no conlleve mucho tiempo en la realidad. Todo inconveniente que se presente afecta más a la economía de España, que en estos momentos es una de las más graves.

Sin embargo, hay que resaltar la buena disposición de todas las personas que ofrecen apoyo para solucionar cualquier problema que se presente.